El beso blanco, rojo y negro, en qué consisten y como realizarlos para sorprender a tu pareja

05 de julio 2021

En cuestiones sexuales hay un sinfín de prácticas y que tal vez la mayoría no las conocemos, estas van desde prácticas o técnicas muy leves hasta algunas que no todo el mundo estamos dispuestos a realizar, pero por esa razón es porque hay muchísimas técnicas y hoy queremos mencionarte tres prácticas que pueden ser de tu agrado y si llega a ser así tengas la confianza de compartirlo con tu pareja y ver si los dos se animan a hacerlo.

Antes de empezar a mencionarte en qué consisten puede que algunas ya las hayas practicado, pero, en cualquier caso, te pedimos que mantengas tu mente abierta y no te cierres, lo ideal sería que probaran y después platicar si la experiencia fue o no placentera para ambos. Ahora si, vayamos a conocer estas técnicas:

Beso blanco

El beso blanco es prácticamente cuando realizas sexo oral a tu pareja, con la diferencia que la mayoría de las veces solo lo hacemos por un corto periodo al inicio del acto sexual, pero en el beso blanco no se lleva a cabo una penetración u otro tipo de acto más que solo con el sexo oral llevar a tu pareja al orgasmo provocando la eyaculación dentro de tu boca. Pero ahí no acaba todo, falta la parte más importante, y es que, una vez que tu pareja tuvo la eyaculación tienes que darle un beso teniendo el semen aún en tu boca y así los dos lo prueben y sepan el sabor y textura de su semen. Si bien es cierto es que puede que este final sea algo que no todos deseen, si tú y tu pareja se tienen la suficiente confianza y tienen ganas de probarlo está perfecto, y sino también.

Beso rojo

También conocido vulgarmente como beso del payaso. Como la mayoría ya lo sabrá, consiste en realizar sexo oral a la persona con vulva cuando se encuentran en su periodo. Estos días es cuando la persona con vulva puede presentar mayor deseo sexual y el tener relaciones puede brindarle varios beneficios, uno de ellos sería la disminución de dolores o cólicos menstruales. Ahora si que para hacerlo lo único que se necesita es querer ya que no todos están dispuestos a hacerlo, ya sea por el olor, textura o por los tabúes que se presentan alrededor de la menstruación, sin embargo, hay quienes si lo hacen pues es un fetiche que se suele tener y otras personas porque simplemente lo ven como lo que es, algo completamente natural.

Beso negro

Esta practica sin duda es amada por unos y odiada por otros y la mayoría que no dese intentar esta práctica son personas heterosexuales (varones). Sobre el beso negro hay mucho tabú o mitos que lo rodean, pero solo es una práctica a la que no tendríamos porque tenerle miedo pues el realizar no es indicativo que sean “menos hombres” simplemente es otra manera más de experimentar placer.

Esta practica consiste en estimular con labios y la lengua la zona anal, pues en ella podemos encontrar muchas terminaciones nerviosas, por lo cual, esta práctica es tan placentera. Puedes estimular los glúteos, el ano, la zona que lo rodea y el perineo todo con la boca y lengua, ya sea con pequeños toques, besos, o movimientos con la lengua.

Recuerden que antes de cualquier práctica deben de platicarlo y estar seguros si desean hacerlo o no, ya que todas tienen contacto directo con los genitales y con eso puede llegar a haber contagio de alguna ITS, obviamente tratar de cuidarse siempre usando algún tipo de protección y así no quede ora cosa que disfrutarse el uno al otro.