Llegué al clímax después de una plática muy caliente

28 de Abril, 2021

Habían terminado mis clases y era hora de regresar a casa, después de estar con mis amigas platicando un rato, ellas decidieron quedarse así que me adelanté. De repente alguien me tocó de la cintura y me preguntó

-Ya te vas?

A lo que sorprendida voltee y vi que era el chico que me gustaba, creo que también yo a él porque las últimas semanas habíamos coqueteado y tenido pláticas algo calientes, pero no había pasado de ahí; yo no quería apresurar las cosas, pero la verdad no podía seguir conteniendo todo el placer que me causaba el tener esas pláticas y no concretar nada. Las cosas siguieron así, platicamos un poco y entre esas pláticas pude notar que no dejaba de ver mi boca y yo ansiosa de recibir un beso suyo trataba de acercarme, pero al parecer se dio cuenta de lo que quería y decidió empezar a jugar acercándose, pero con la distancia suficiente para dejarme con las ganas.

Climax Deseor

Yo, con la excitación recorriendo todo mi cuerpo estaba que no aguantaba más, pero justo en el momento que decidí que sería yo la que lo besaría sonó mi teléfono con llamada entrante de mi mamá, era hora de irme, se lo dije con una gran desilusión a lo que él respondió

- No te preocupes, puede que mañana tengamos tiempo de terminar esta plática como queremos.

Desde que lo conocí, vi que él encajaba con mi tipo de hombre, alto, no tan musculoso, pero con un cuerpo fuerte, con barba, unos labios suaves y una voz que derretía a más de una.

Al despedirnos me dio un beso en la comisura de los labios y después me dijo en voz muy baja y al oído:

- Es un adelanto para que sigamos mañana con esta conversación.

A lo que solo pude articular:

-Espero con ansias el día de mañana.

Y acto seguido me subí a mi coche para llegar a casa. Estaba volando y con tantas sensaciones dentro de mí, excitación, calor, placer, nervios, así fue todo mi camino a casa.

Llegué justo a tiempo para despedir a mi mamá que tenía que ir a una reunión y solo esperaba a que llegara para no dejar la casa sola, nos despedimos y se fue.

Era una tarde tranquila, adoraba las tardes así ya que podía relajarme, pero ahora lo que quería era otra cosa, seguía con el calor en mi cuerpo, así que decidí ir a mi recamara, cerrar la puerta y tumbarme en mi cama, puse mi playlist favorita y cerré los ojos. Empecé s recordar ese momento que había vivido hace menos de una hora y oh Dios!

Climax Deseor Relato

El calor de mi cuerpo empezó a subir más, empecé a acariciar la comisura de mis labios donde el me besó, seguí tocando mi rostro de forma suave, para pasar a tocar mi cabello, revolviéndolo al ritmo de la música, mientras con mi otra mano empiezo a tocar mi cuerpo, empezando por mis pechos donde me quedo un rato estimulándolos, el placer y el calor aumenta; sus palabras ni dejan de resonar en mi mente, mientras imagino lo que podría pasar mañana. Sin darme cuenta desabroché mis jeans y ya estaba estimulándome, empiezo a masturbarme, a tocar mi suave entrepierna y de repente suelto un pequeño gemido, aún no puedo creer lo que ese hombre ocasionó en mí con un pequeño beso y una frase, pero sin duda no quiero seguir pensando, solo quiero disfrutar el momento que me estoy dando.

Me encanta masturbarme, amo conocer lo que me gusta y como me gusta, sigo tocándome mientras mi placer está por desbordarse, y mientras sigo pensando en su boca, su voz y su cuerpo empieza a recorrerme una sensación de electricidad por todo el cuerpo mientras suelto un gemido que hace que todo mi cuerpo se contraiga. Pasan unos minutos y yo sigo con los ojos cerrados recuperándome de lo que acaba de suceder. Fue increíble, me encantó terminar así, de pensar que solo fue recordando lo que había pasado hace un par de horas.

Poco a poco abro los ojos y noto una gran sonrisa de satisfacción en mi rostro. Ya estando más tranquila me dije a mi misma

-Prepárate que mañana será el día que tanto han esperado.

Vibrador Succionador Deseor

El juguete sexual te ayuda a llegar al orgasmo

#Deseor #Relato #Climax #Masturbacion